¿CÓMO GENERAMOS AGUA IONIZADA?

agua ionizada

La aplicación del agua ionizada en nuestros servicios es uno de los aspectos que nos hace destacar entre otras empresas.

Disponemos de un equipo ionizador que contiene un cátodo y un ánodo para convertir el agua y la sal común en agua activada electroquímicamente. Con este método conseguimos que el agua se transforme en un gran potente agente de limpieza y desinfección de uso general.

Así es como generamos agua ionizada para nuestros clientes:

1. Llenamos el depósito de activación con 15 litros de agua potable.
2. Añadimos 12 gramos aproximadamente de sal común.
3. Mezclamos hasta que la sal se haya disuelto completamente. Es importante asegurarse de su completa disolución.
4. Introducimos la célula de activación en el depósito de agua.
5. Encendemos la fuente del interruptor de alimentación “ON” de la caja de control y a continuación el botón verde de “READY” se iluminará. En el caso de que la mezcla no sea óptima se indicará en la pantalla de la caja de control si hay poca o mucha concentración de sal en la mezcla.
6. Una vez el ciclo de activación haya terminado, el equipo ionizador se detendrá automáticamente. La solución ya estará lista para su uso.

Si necesitas alguno de nuestros servicios, consúltalo aquí.